Publicado el 38 comentarios

Bienvenidos al blog de Pécora

Bienvenidos a la Caja de Pandora, mi nombre es Mónica Rodríguez Varela, la persona tras el proyecto Pécora. Presentamos este espacio donde podréis conocernos. Nos gustaría ofreceros contenidos que puedan ser de vuestro interés: arte, relatos, curiosidades. Este es un cajón “desastre” donde cualquier cosa tiene cabida. Os invitamos a participar, nos encantaría saber qué opinais y qué os gusta.

 

 

 

Contaremos con la inestimable colaboración periódica de La Diabla Cojuela con “Saltando por los tejados” que nos sumergirá en un mar propio donde los peces bailan del revés, contándonos historias maravillosas en un cuento infinito.

 

 

 

 

 

 

Si quieres colaborar con nosotros y que publiquemos tus relatos, manifestaciones artísticas o cualquier cosa de interés que se te ocurra, no dudes en contactar con nosotros. Estaremos encantados de abrir una ventana a tus inquietudes y de disfrutar de vuestras aportaciones. Anímate a participar!!

 

Isadora Duncan

 

Recientemente tuvimos la suerte de poder participar en un Seminario sobre Moda y Sostenibilidad, elaboramos unas prendas con tejidos de fibras vegetales
procedentes de montes certificados con el sello de gestión y explotación sostenible PEFC y dimos una pequeña charla en la que presentamos la marca Pécora. Os dejamos la transcripción de dicha charla para que podaís conocernos un poco mejor.

 

 

“Buenos días! Mi nombre es Mónica Rodríguez Varela, soy exalumna de la Escuela de Artes Mestre Mateo y vengo a contaros mi breve experiencia después de acabar el Grado en Diseño de Moda; cómo y por qué he creado una marca de Moda Artesanal Sostenible.

Os pongo en antecedentes porque creo que mi caso no es de lo más común. Llegué a la Moda de rebote.

Tengo 41 años, empecé a estudiar Diseño de Moda con 36 años, antes hice Historia del Arte, estudie durante 4 años Arte Dramático y trabajé en mil trabajillos, ninguno de ellos relacionado con la Moda.

Jamás me había interesado la Industría de la Moda, es más, me generaba cierto rechazo por todas las ideas preconcebidas que asociamos a la Moda, por la dictadura de las tendencias, la masificación de los gustos, la frivolidad, el vacío de ese mundo de escaparate y apariencia. Me molestaban los cánones de belleza, las imposiciones y los modelos establecidos.

Desconocía la otra cara de la moneda, el poder inmenso de rebelión que posee la Moda. Me quedaba anclada en el consumismo, la contaminación, la explotación… y todas esas realidades que no han desaparecido. Pero no había descubierto las posibilidades de cambio que tiene la Moda sobre los sistemas. Un poder que, a mi juicio, es mucho mayor que el de otras disciplinas, porque la Moda, te guste o no, seas consciente o no, está en tu vida de un modo u otro, y además está intimamente ligada al individuo y a su propia individualidad. Todos nos vestimos, y por muy inconsciente o desganada que sea la elección de lo que nos ponemos cada día de nuestra vida, es una decisión persoal y dice mucho de nosotros.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Empecé en la Moda jugando y espero no dejar de jugar nunca. Decidí fabricar muñecas de trapo recicladas para venderlas por internet y descubrí dos cosas, una, que no era rentable en absoluto y dos, que me apasionaba hacerles los estilismos, así que decidí estudiar Moda, pero como soy un completo desastre se me paso la fecha del examen de ingreso, así que mientras esperaba a la seguinte convocatoria aprendí a coser con Selvita, la maravillosa modista de mi pueblo, Negreira.

 

 

Finalmente me gradue y me enamoré del diseño de estampados. Esta carrera es dura, como bien sabeis, es intensa y exigente pero tiene la gran ventaja de que ofrece un abanico inmenso de posibilidades. Especialmente se uno amplía horizontes y no se queda anclado en la idea de “gran diseñador”.

Pues bien, al acabar el Grado mi idea era trabajar para alguna empresa, en cualquier lugar del mundo, a ser posible en diseño de estampados pero encantadísima de hacer cualquier cosa relacionada con la Moda…incluso fichas técnicas… quería seguir aprendiendo, adquirir experiencia y poder ser autosuficiente.

Pero claro… recapitulemos, acabé con 40 años, porque pospuse el proyecto un año para poder hacerlo todo yo, acabé con un expediente sorprendentemente bueno, lo hice lo mejor que pude, y con mucha ilusión mandé miles de cv, me contestaron dos, muy amablemente me dijeron… ”no eres tu, soy yo”… buscaban un perfil más de becario y yo no encajaba.

En este punto me gustaría hacer un inciso, especialmente para los que esteis empezando… no os agobieis con las notas…. NO SON TAN IMPORTANTES…. intentar disfrutar, ser receptivos y flexibles ante las críticas pero no dejeis que os afecte el juicio de los demás …ni siquiera el de los profesores!

Bueno, el caso es que me encontré cuarentona, dependiente y frustrada…. Así que pasé al plan B. Me plantee cual era mi sueño, mis aspiraciones, a dónde quería yo llegar…. Y yo lo que quería era hacer lo que me diese la gana, ser mi propia jefa, tener mi propia marca artesanal de moda lenta, ética y sostenible. En la aldea, en contacto con la naturaleza, con mis bichos…. Quería poder tomar mis propias decisiones con libertad, especialmente a nivel artístico, en definitiva: hacer lo que me gusta y vivir de ello…

Todo muy bonito… sí… pero claro … sin experiencia, sin dinero, sin contactos, sin nada más y nada menos que voluntad, ilusión y trabajo…. pues suena un poquito “arriesgado”.. y evidentemente lo es, pero no es imposible… y sobre todo … no hay nada que perder.
Así es que creé Pécora, apostando por la moda artesanal y sostenible, Moda Lenta, lo hice por principios y por afinidad personal pero también porque creo que tiene posibilidades de negocio…

Cada vez somos más conscientes de que el modelo de consumo brutal en el que estamos atrapados no es viable durante mucho más tiempo, es innegable que la Moda como industria tiene un problema… un problema gordo… y no va a quedar más remedio que adaptarse o morir, así que las alternativas éticas y sostenibles pueden ser rentables.

La esencia de Pécora son los estampados. Diseño prenda y complementos pero la seña de identidad son los estampados.

Conseguí la Carta de Artesana de Galicia, hice cursos de estampación, especialmente de ecoprint o estampación botánica y me lancé a la piscina creando la empresa, yo sola y sin un duro. Me estoy volviendo loca, no os voy a engañar, pero… soy feliz.

Acabo de empezar y no puedo hacer un análisis, esto es una carrera de fondo pero es fundamental disfrutar el camino y, aunque con mil incertidumbres y ataques de pánico…. hago lo que me gusta y eso es un lujo. Soy afortunada!

Quiero acabar animándoos a creer en vosotros mismos y en vuestras posibilidades, por adversas que sean las circunstancias. Hay que trabajar duro, sí, pero también hay que disfrutarlo y no dejar nunca de jugar.

Cada cual es muy libre de tomar sus propias decisiones pero teneis que ser conscientes de las consecuencias. Vosotros sois el futuro y tenemos una responsabilidad, de nosotros depende transformar la realidad, no caigamos en la trampa de … “no.. es que no tenemos el poder..es que los políticos… es que yo sola no puedo cambiar nada…” porque no es verdad… Somos más y por supuesto que tenemos el poder de cambiar, y sí, no es fácil, conlleva riesgos… pero el verdadero peligro es no cambiar nada.”

Muchas gracias.

38 comentarios en “Bienvenidos al blog de Pécora

  1. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  2. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  3. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  4. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  5. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  6. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  7. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  8. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  9. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  10. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  11. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  12. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  13. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  14. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  15. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  16. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  17. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  18. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  19. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  20. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  21. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  22. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  23. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  24. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  25. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  26. He comprado en varias ocasiones y estoy muy contenta tanto con el producto propiamente dicho, como por la profesionalidad y el trato recibido. Un detalle la maravillosa presentación!!!

    1. Mil gracias!!! Cuánto me alegro de que te guste!

  27. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  28. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  29. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  30. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  31. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  32. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  33. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  34. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  35. me encanta!!!!

  36. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

  37. Mi valoración.
    Emitida en «Nos importa tu opinión».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *